Señor, Líbranos de culpa…

Posted on Actualizado enn

f360cb0f-f61d-490a-92b7-9f07a5ec1499

daniel_radar
Daniel Rodríguez D., Director de Investigación y Tendencias, Visión Humana

Vivimos en tiempos de escépticos y desconfiados…

Pero el escepticismo y la desconfianza son solo el reflejo de un trauma; algo que los individuos experimentan y no quieren volver a pasar por ello. En el Chile del 2016, esto se refleja en los vínculos que están estableciendo los chilenos con sus instituciones tanto públicas como privadas. La sociedad chilena comienza a demandar cambios en la estructura de las relaciones que se dan tanto desde el gobierno como desde las empresas y corporaciones, esta demanda no es más que la necesidad de volver a creer y volver a confiar.

De acuerdo a Chilescopio 2016, un 75% de los chilenos creen que a las empresas solo les interesa ganar dinero, y solo un 17% confía en las empresas del país.

Sin embargo, un 67% de los encuestados está de acuerdo con que las empresas son indispensables para el bienestar y desarrollo de la sociedad chilena.

Los clientes y consumidores no quieren volver a pasar por el trauma que los volvió escépticos y desconfiados anteriormente, quieren que el vínculo que se establezca sea una reafirmación de sus valores y sus creencias (estilos de vida); pero más importante, quieren estar seguros de poder consumir libres de culpa.

Hay quién argumentará, desde la frialdad y racionalidad de los números, que el castigo popular hacia una marca es de carácter transitorio, y que, por mera conveniencia, después de “expiada” la culpa, los consumidores y clientes volverán.

Sin embargo, la tendencia hace pensar que estos castigos cada vez serán más severos y más consecuentes, y un ejemplo de eso, es como actualmente la opinión publica en Chile castiga a justos por pecadores: ya no se va contra una marca en particular, sino contra la categoría en general.

En este contexto hay dos formas de capitalizar dicha tendencia:

  • El surgimiento de marcas alternativas: Cuya fortaleza no es la oferta sino el valor agregado (la liberación de la culpa para que el consumidor o cliente consuma sin pecar)
  • Reconocimiento del compromiso de las marcas consolidadas: Que purifican su imagen para conseguir generar una oferta que no entre en conflicto con el estilo de vida de sus consumidores o clientes (Expiando la culpa por pecados pasados)

Para esto, hay que conectar con los segmentos consolidados y emergentes más allá de saber cuántos son; hay que saber quiénes son, qué les preocupa, cuáles son sus miedos y cuáles son sus traumas, para poder ayudarlos a expiar sus culpas. Para esto en Visión Humana ponemos a disposición nuestra experticia en el área de la investigación cualitativa aplicada, ganando una comprensión antropológica, social y psicológica de los chilenos y su relación con el entorno.

Para mayor información puedes escribirme: Daniel Rodríguez, Director de Investigaciones y Tendencias en Visión Humana. Contacto: fono: (562)226651551, mail: drodriguez@visionhumana.cl

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s