El consumidor ideológico y la oportunidad para las marcas

Posted on

marcas_blog

pato_blog
Patricio Polizzi, Director General, Visión Humana

Pasamos por una etapa de importante crítica y cuestionamiento respecto del funcionamiento de nuestra sociedad. Sólo un 49% de los chilenos está contento con la sociedad en la que vive, según cifras de Chilescopio 2017. Y las expectativas de cambio son radicales y compartidas por prácticamente la mayoría de las personas, según resultados de la misma investigación.

En este contexto de cuestionamiento social es ingenuo pensar que los consumidores le van a seguir pidiendo más de lo mismo a las marcas. Es muy probable que la creciente politización de la sociedad se traslade a la relación con las marcas. Esto va implicar asumir posiciones más claras sobre temas socialmente aspirados por la gente y donde no vislumbran actores válidos que se hagan cargo.

En este sentido, creemos que el consumidor chileno comenzará a valorar a las empresas y marcas que hagan un aporte honesto y efectivo al fortalecimiento de una mejor sociedad. Estamos hablando, entonces, del surgimiento de un vínculo ideológico entre el consumidor y las marcas, sustentado en la afinidad de valores y creencias respecto de ideales de sociedad que se busca desarrollar. Una compra que será cada vez más un acto de adhesión valórica que una simple transacción. Donde no basta con lo qué se vende o qué experiencia logra hacer sentir una determinada marca, sino que el foco es en el para qué se está o qué contribución importante se hace a la vida de todos. Si esos propósitos están en sintonía con los ideales de sociedad de los consumidores, se generará un vínculo ideológico.

Sabemos que el valor de una marca está en lo que significa, pues bien, lo que estamos planteando es que el tipo de significado que le da valor a una marca ha cambiado y seguirá cambiando. Esto lo representamos en nuestro Modelo de Progresión del Valor de una Marca, en el cual los distintos componentes de valor se van superponiendo a los anteriores, y donde el componente ideológico sería la nueva dimensión que se estaría incorporando.

modeloprogesionmarca

Sabemos que las empresas no cuentan con las mayores cuotas de prestigio: sólo un 23% declara confiar en las marcas, según Chilescopio 2017. Pero si poseen un capital incuestionable: su importante nivel de influencia y su capacidad histórica de entregar soluciones eficaces a necesidades de las personas (sus productos o servicios).

La oportunidad para las marcas en este escenario no deja de ser interesante: desde la capacidad superior de entregar buenas soluciones a la vida cotidiana de los chilenos, comenzar a restablecer las confianzas de los consumidores entregando soluciones que contribuyen al fortalecimiento del bien común, dotándolas de mayor sentido de propósito.

Un paso importante en la contribución social que una empresa puede hacer, en un contexto de muchas expectativas y de ausencia de actores capaces de hacerse cargo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s